BLOG | SIETE VIDAS TIENE UN GATO


El gato, ese ser enigmático del cual sabemos poco e inventamos mucho.


Gato culpable-2

Un antiguo dicho de nuestras abuelas, que además de recomendar el no manipular cosas con guantes, encierra una honda sabiduría gatuna: "Siete vidas tiene un gato"

Lamentablemente, aunque nuestros amigos felinos tienen unas facultades de agilidad y equilibrio excepcionales, no tienen siete vidas y no siempre salen ilesos de caídas desde alturas considerables. Todos sabemos que si un gato que se cae de un décimo piso, suele consumir sus siete vidas de una sola vez.

Cualquiera que haya tenido perros y gatos puede confirmar que, a menos que haya una promesa de comida de por medio, los gatos no hacen el mismo caso que los perros.

Ciertamente no es la relación más fácil de la naturaleza; sin embargo, muchos sabemos que es una amistad "para nada imposible"

¡La casa es del gato y tú eres su mascota!

Todos sabemos que un gato está muy ligado a su territorio, pero no es un ser asocial, y como muchos comprobamos, puede vivir perfectamente en grupo. Los gatos de casa son seres muy "unidos a su casa", pero también son "fieles" y cariñosos.

Quienes convivimos con gatos sabemos que hay una relación singular con ellos. Es un vínculo afectivo, emocional y, a veces, hasta colaborativo. No en balde, el gato es el único animal que se domesticó a sí mismo: hace 10,000 años, se acercaron a los humanos "especialmente, a sus tierras de cultivo, donde abundaban las ratas" y ahí se quedaron. De alguna manera, ellos nos adoptaron, veredicto, son culpables de ser adorables.